Limón confitado al estilo Marroquí

28.9.15

Hola! No me pude resistir... cuando ví esta receta, sabía perfectamente que caería en mi cocina y que no tardaría mucho en ponerme "manos a los limones".
Entre las recetas de Maribel de Picoteando Ideas y de Núria de El Cuaderno de Recetas me convencieron, así que hoy yo también comparto esta conserva. Gracias a las dos ;)
Sencillez y paciencia, buenos ingredientes.

Limón confitado al estilo Marroquí


Limones confitados

He necesitado:
3 limones hermosos
Sal fina y sal gruesa
Agua mineral
Laurel
Clavo y pimienta negra en grano
3 botes de cristal individuales

Cómo preparamos los Limones confitados


Empezamos por lavar bien los limones,  a conciencia. Dos de ellos los he cortado por la mitad, el tercero lo he dejado entero.
En este último hacemos un corte en 4 en la parte superior hasta 1,5 cm de su base aproximadamente.

Limones confitados

Preparamos los botes de cristal. He preparado tres versiones: una que lleva limón con sal. La segunda lleva limón con sal y pimienta negra en grano. La tercera lleva limón con sal, laurel y clavo de olor.
También se puede preparar en botes grandes, con los limones enteros, cortados, troceados. Tenemos muchas opciones.
A mi me ha venido bien en individuales, así lo utilizo en pequeñas cantidades.

Limones confitados

En el fondo de los botes ponemos una capa de sal gorda, introducimos el limón y vamos añadiendo sal fina a medida que lo presionamos un poco hacia al fondo.
En el limón entero introducimos sal gorda en los cortes, generosamente... y seguimos con la sal fina.

Limones confitados

Añadimos las especias que nos gusten. Una con laurel y clavo y la otra con pimienta negra en grano. Cubrimos con un poco más de sal gruesa y finalizamos con agua tibia hasta arriba. Tapamos los botes y los guardamos en un sitio resguardado.

Limones confitados

Si es posible les damos la vuelta durante los primeros días y luego de vez en cuando agitamos un poquito para que se mezcle bien. Tendremos que esperar de 4 a 6 semanas, entonces estarán listos para utilizar en nuestras recetas.

Y cuando abres el bote... te invade un aroma cítrico, dulce, intenso y muy penetrante.

Limones confitados

Si te gustan los limones, esta es una buena conserva que te va a gustar.
Feliz semana y hasta la próxima!


Croquetas de bacalao con ajo negro

22.9.15

Hola! Día 22 y como todos los meses tenemos receta para el Reto "Color y Sabor de Temporada" que organiza Pilar, de Postres Originales. La fruta propuesta para septiembre es "la ciruela" y la verdura "el ajo o ajo negro".

Croquetas de bacalao con ajo negro


La elección fue muy rápida, enseguida escogí el "ajo negro". Nunca había utilizado este ingrediente hasta que Pilar lo propuso. Y eso que lo he ido viendo en muchos blogs, descubriendo un montón de opciones.
Esta ha sido la mía y desde luego que puedo decir que he disfrutado con el tema. 
Me he estrenado con varias elaboraciones: all i oli, aceite, mahonesa y ahora las croquetas de bacalao con patata.


He necesitado:
200 grs de bacalao desalado (desalamos previamente)
2 dientes de ajo negro
1 cda de perejil picado
1 patata mediana
Aceite de oliva, sal y pimienta.
1 vaso de leche (opcional)
Harina, huevo y pan rallado para rebozar.

Opcional: All i oli de ajo negro (receta aquí)


Preparación:
Pelamos y troceamos la patata para cocerla en agua con sal. Una vez este blandita la escurrimos y dejamos que se enfríe.
Hervimos el bacalao (previo desalado). Lo cubrimos de agua y cuando arranca el hervor lo retiramos del fuego para escurrirlo.


En un recipiente, mezclamos la patata y el bacalao y  lo machacamos con un tenedor. Picamos el perejil y el ajo negro y lo añadimos a la mezcla. Rectificamos de sal, (ojo) y pimienta a nuestro gusto.
Si vemos que está muy espeso siempre se puede añadir un poquito de leche, es opcional.
Reservamos la mezcla en la nevera, bien tapada con un papel film.


Hacemos las croquetas de la forma que te guste más. Yo he hecho bolitas, y que te las comes una detrás de otra...seguro que te tienta ;)
Las pasamos por harina, luego por el huevo batido y después por el pan rallado. Calentamos el aceite, generoso en cantidad y las freímos. 
A medida que las retiramos las pasamos por un papel absorbente retirando los excesos.


Y ya las tenemos a punto! a ver si te resistes a no coger ninguna mientras tanto... aunque quemen un poco dan ganas, verdad?
Acompañadas con un poco de all i oli de "ajo negro" están para clamar al cielo. 


Os animáis? el ajo negro y yo nos hemos hecho amigos. Ha sido todo un descubrimiento y desde luego que no va a faltar en nuestra cocina.

Y si queréis participar en el reto #ColorYSabor de Temporada, clicando en el logo accedéis a toda la información.


Feliz semana ;)
Hasta la próxima!


All i oli de ajo negro

17.9.15

Hola! La receta de hoy es un tanto especial. Por primera vez he utilizado el ajo negro, un ingrediente del que había oído hablar muchas veces pero no había probado todavía.
Ha sido todo un descubrimiento, su textura, su sabor... entre dulce, suave y cremoso. Me ha sorprendido y para "muy bien", así que hoy me estreno con este nuevo ingrediente en mi cocina.

All i oli de ajo negro
A mano y a máquina, con huevo y sin huevo...


He necesitado:
4 dientes de ajo negro pelados
Aceite de oliva
Una pizca de sal
Mortero

A máquina :
Sustituimos el mortero por el turmix
1 huevo a temperatura ambiente

Preparación a mano:
Pelar los ajos y machacarlos en el mortero con un poco de sal. Machacar hasta que quede una pasta.
A continuación añadir el aceite de oliva muy despacito, en plan "hilito".
Mientras vamos removiendo la maza del mortero en el mismo sentido circular, lentamente y procurando mantener el mismo ritmo.

Veremos que la mezcla va espesando y va  ligado perfectamente. El all i oli no quiere prisas, es sencillo pero hay que cogerle el truco, y tener paciencia.
Aún así puede suceder que se separen los ingredientes, señal de que se ha cortado.
No pasa nada... volvemos a empezar desde cero y acaba quedando perfecto.
A mi me ha ocurrido montones de veces, como por ejemplo hoy mismo, es así.


Y qué hacemos con la mezcla cortada? Aquí no se tira nada, tenemos varias opciones.
Una solución es reservarla para hacer un aceite de ajo negro o como base de un buen aliño.

Otra opción es coger la batidora y preparar un all i oli con huevo.
Manos a la obra: utilizamos un huevo a temperatura ambiente y añadimos la "mezcla cortada" muy despacito a medida que vamos batiendo "a máquina" hasta que ligue bien . Rectificamos de sal, con cuidado, porque la mezcla anterior ya llevaba sal.


Nos queda un all i oli con un precioso color. La mezcla con el huevo le da un tono más clarito y un toque que suaviza su sabor.
Tenemos muchas opciones: a mano y a máquina, sin huevo y con huevo. Cortado, no cortado y re-ligado.


Dan ganas de sacare unas tostadas, verdad? Me despido hasta la próxima receta, que también llevará el ingrediente protagonista de hoy.

El ajo negro, ha sido todo un descubrimiento en mi cocina. A partir de ahora va a forma parte de nuestra despensa y de nuevas elaboraciones.

Buen fin de semana y hasta la próxima!


Hamburguesas de mijo y remolacha con salsa de yogur

13.9.15

Días atrás recibí una sorpresa de la casa Bimbo.  Me enviaron un pack con los nuevos panecillos "Brioche"para hamburguesas que han sacado recientemente.
Además, para mi sorpresa, en el paquete venía un molde de la casa Lekue, "My Burger" con dos tamaños diferentes para hacerlas y un libro con recetas deliciosas, "Hamburguesas Gourmet".

Muchas gracias por el detallazo!


Así que se me presentó una buena ocasión para preparar una receta nueva y compartirla con todos vosotros. Estuve mirando varias recetas y me decanté por el mijo, la remolacha y la lima. Vamos con la receta.

Hamburguesas de mijo y remolacha con salsa de yogur


He necesitado:
1/2 taza de mijo pelado
1 remolacha cocida
1/2 cebolla
2 huevos
3 cdas de pan rallado
1 lima - 1/2 cdta de ralladura
1/2 cdta semillas de hinojo
Aceite de oliva virgen
Sal y pimienta blanca.

Para la salsa:
Yogur natural
1 cda de zumo de lima.
1 cda de aceite de oliva
Sal y pimienta blanca


Preparación:
Empezamos por lavar el mijo, lo cocemos en una cazuela con agua hirviendo y sal durante 20 minutos. La cantidad aconsejada de agua es tres veces la cantidad de mijo. Una vez cocido, lo escurrimos y dejamos enfriar.
Preparamos la remolacha, que también está cocida y la picamos. Hacemos lo mismo con la cebolla y mezclamos bien los tres ingredientes.

Batimos los dos huevos y los agregamos a la mezcla junto con el pan rallado. Sazonamos con sal y pimienta blanca y finalizamos añadiendo la ralladura de lima, también se puede utilizar la ralladura de limón u otro cítrico.


Yo le he sumado casi media cucharadita de semillas de hinojo, pero es opcional. 
Mezclamos todo muy bien hasta que este totalmente integrado y lo reservamos en la nevera como mínimo media hora.
Formamos las hamburguesas, para lo que he ido perfecto el molde de Lekue y las pasamos por la sartén, con un poco de aceite de oliva, hasta que estén doradas. 

La salsa de yogur y lima: mezclamos el yogur con el zumo de lima, una cucharada de aceite de oliva, sal y pimienta a nuestro gusto. Así de sencillo.
Vamos a por los panecillos. En el paquete ya vienen cortados, así que solamente tenemos que rellenarlos con los ingredientes que nos gusten acompañando las hamburguesas.


Yo he utilizado unas hojas de lechuga variadas, tipo "mezclum", unas rodajas muy finas de tomate y las hamburguesas. Añadimos la salsa de yogur y lima por encima y tapamos el panecillo.




Y aquí están las hamburguesas, listas para comer! 
Son perfectas para una comida informal o para una cena, espero que os gusten y que os animéis a prepararlas, os gustarán ;)

Feliz semana y hasta la próxima!


Samfaina

7.9.15

Hola! ¿Qué tal va septiembre? Es tiempo de buenas verduras y de platos que ya apuntan hacia el final del verano.  
Hoy vengo con una receta tradicional de la #cuinacatalana que es a base de verduras. Una receta muy típica, que preparamos como acompañamiento de carnes o pescados, y de un montón de platos.

Samfaina


He necesitado:
2 dientes de ajo
2 cebollas tiernas
4 tomates
2 pimientos rojos
2-3 berenjenas
Aceite de oliva y sal
Laurel, tomillo y romero


Preparación:
Empezamos por preparar las verduras, lavándolas y cortándolas. Se pueden cortar a tiras o a cuadraditos, como más te guste. Cortamos las cebollas, los pimientos rojos y las berenjenas para finalizar con los tomates. Pelamos los ajos y los laminamos.
En esta receta hay muchas variantes, se pueden poner todas las verduras juntas o por separado. También podemos añadir calabacín, pimiento verde y tomate rallado. Yo lo hago por separado y por pasos.

En una cazuela ancha o sartén grandota calentamos el aceite de oliva, en plan generoso. 


Por pasos añadimos: primero los ajos laminados y la cebolla, dejamos que tome color. 
A continuación el pimiento rojo y dejamos un par de minutos dando unas vueltas.

Las hojas de laurel las ponemos en este momento y continuamos con la berenjena y el tomate. Damos unas vueltas y si tenemos un poco de tomate rallado o triturado en crudo, es el momento de añadirlo. 


Las hierbas aromáticas que utilizamos: una ramita de tomillo y otra de romero (es opcional) junto con un par de hojas de laurel. La samfaina admite variantes, tanto de hierbas aromáticas como de verduras, por ejemplo el calabacín o el pimiento verde. 
Lo bueno es que lo podemos hacer un poco diferente cada vez.


Vamos a dejar a fuego lento durante media hora. Vigilamos que no se pegue el tomate, que enseguida tiene tendencia a pegarse un poco. Añadimos la sal y un pelín azúcar para compensar la acidez del tomate, y si en algún momento vemos que se reseca, añadimos un poquito de agua.

Dejamos que haga chupchup esta media hora y ya la tendremos lista.


Suelo hacer bastante cantidad para el reparto. Si, una parte para llenar tuppers y congelar, otra parte para comer el mismo día y otra parte para los días posteriores. Aguanta muy bien en la nevera y para mi gusto está mejor si la comemos al día siguiente. 


Aquí la tenéis, es perfecta para acompañamientos o bien como plato de verduras principal. 
¿Cómo os la tomaríais vosotros? Yo me voy a hacer un par de huevos fritos y con un "buen pan" os aseguro que no quedará ni miga. 

Feliz semana y hasta la próxima!


Puding de arándanos con limón

1.9.15

Hola! ¿Cómo han ido las vacaciones? Unos volvemos, otros se han quedado y otros se van. 
Sea como sea el tiempo pasa volando y ya tenemos "la reentré" encima.
Y para dar la bienvenida al mes de Septiembre vengo con una receta de aprovechamiento. 
¿Tenéis pan seco? con algo de fruta y mermelada, es perfecto para hacer un puding. 

Puding de arándanos con limón



He necesitado:
100 grs de arándanos
Mermelada de arándanos casera (receta aquí)
250 grs. de pan seco.
4 huevos medianos.
2 limones (su zumo)
150 ml. de leche semidesnatada.
80 grs de azúcar
20 grs de mantequilla
Hojas de hierbabuena


Preparación:
Empezamos troceando el pan seco y lo ponemos en un bol con la leche templada. Dejaremos que pasen unos 30 minutos para que se impregne bien.
En otro recipiente batimos los 4 huevos con el azúcar, añadimos la mantequilla blanda y seguimos batiendo. Juntamos el pan remojado con la leche y el zumo de limón.

Encendemos el horno para precalentar a 180º, mientras tanto prepararemos los moldes.
He utilizado uno grande y varios individuales, los engrasamos con un poquito de mantequilla.
En el fondo ponemos un poco de mermelada de arándanos y la esparcimos bien.
A continuación vamos vertiendo la mezcla hasta llenarlos.
Introducimos en el horno y dejamos unos 25 minutos. En este punto hay que tener en cuenta el tamaño y la forma del molde, los pequeños en 12 minutos están listos. Siempre podemos hacer la prueba del palillo para ver si está en su punto.

Sacamos del horno y dejamos enfriar en el mismo molde. Pasado un tiempo ya podemos darle la vuelta y presentarlo.
Yo lo acompaño con unas hojas de hierbabuena fresca y unos arándanos.


También es apto para microondas, en unos 10-12 minutos a máxima potencia estará listo, pero como siempre, hay que tener cuidado con los tiempos del microondas. Depende de la medida del molde el tiempo varía.

Y como es una receta de reciclaje, esta receta participa en el proyecto mensual "M & R "Reciclando Sabores".

Proyecto organizado por Marisa desde Thermofan y Rosalía desde Rossgastronómica, desde el día 1 hasta el día 15 de cada mes podemos colaborar con nuestras aportaciones.


Vale la pena aprovechar esos restos de pan que a veces quedan secos, con frutas variadas que nos gusten o con mermeladas.
Me estoy aficionando a los pudings con frutas y me están gustando ;) El resultado es una delicia. Un café o té para acompañar?

Feliz semana y hasta la próxima!